Los católicos deben rechazar los ataques contra los judíos, señala obispo

El 19 de febrero, el Obispo de Fort Wayne-South Bend, Indiana (Estados Unidos), Mons. Kevin C. Rhoades, afirmó que la Iglesia Católica “condena firmemente” el antisemitismo y advirtió sobre los errores teológicos y la retórica “falsa y de odio” contra los judíos en las redes sociales.

“Desafortunadamente, ha habido un aumento en los últimos años de la retórica antijudía y antisemita en nuestra sociedad”, dijo el obispo en un comunicado publicado en el periódico diocesano Today's Catholic. “Los que hablan de judíos como nuestros enemigos están equivocados”, agregó.

El Prelado indicó que los Papas se “han referido constantemente a nuestros hermanos y hermanas judíos como ‘amigos’ a quienes amamos y estimamos, no como enemigos o adversarios a quienes rechazamos”.

Mons. Rhoades advirtió sobre errores y retóricas de odio contra los judíos, especialmente entre algunos escritores actuales, que “no presentan a los judíos o al judaísmo de una manera respetuosa o teológicamente correcta”.

“En esta era de las redes sociales, las personas leen o escuchan todo tipo de opiniones expresadas sobre el judaísmo y el pueblo judío en blogs, sitios web y similares. Algunos están llenos de retórica falsa y de odio, opuesta al espíritu mismo del cristianismo. Como católicos, debemos rechazar las expresiones que conduzcan a un desprecio por los judíos”, agregó.

El Prelado resaltó que “la Iglesia Católica no ofrece refugio al prejuicio antijudío, independientemente de su contenido o expresión. Esto se aplica a las declaraciones racistas contra los judíos, al antisemitismo o a cualquier opinión religiosa que denigre a los judíos o al judaísmo”.

Mons. Rhoades indicó que las diferencias entre los cristianos y judíos en temas de fe “no implican hostilidad”.

“La única verdadera actitud cristiana hacia los judíos es una actitud de respeto, estima y amor”, continuó Mons. Rhoades. “Como miembro de la familia de Dios, estamos unidos unos a otros en su plan de salvación”.

El Catecismo de la Iglesia Católica enseña que “la fe judía, a diferencia de otras religiones no cristianas, ya es una respuesta a la revelación de Dios en el Antiguo Testamento”, dijo el Obispo.

“No debemos olvidar que el judaísmo fue la religión de Jesús, María y José, los apóstoles y los primeros discípulos que expandieron las buenas noticias de Cristo al mundo”, señaló Mons. Rhoades. “Los cuatro evangelios fueron escritos sobre un judío, por judíos, y originalmente para lectores judíos. El pueblo judío, entonces, es la familia de Jesús”.

“Aunque muchos judíos no aceptaron el Evangelio o se opusieron a su difusión, Dios no los rechazó”, dijo el Obispo, quien enfatizó el rechazo del Concilio Vaticano II a la afirmación de que todos los judíos eran “asesinos de Cristo”.

“A pesar que las autoridades judías y quienes siguieron su ejemplo presionaron para conseguir la muerte de Cristo, ni todos los judíos indiscriminadamente en ese momento, ni los judíos de hoy, pueden ser acusados ​​de los crímenes cometidos durante su pasión”, señala el documento Nostra Aetate.

Mons. Rhoades señaló que el catecismo católico enseña que todas las personas son responsables de la muerte de Jesús.

“Es especialmente importante que la Iglesia y la comunidad judía continúen abordando cuestiones religiosas y éticas que ambos enfrentan en un mundo que intenta desafiar la libertad religiosa”, dijo Mons. Rhoades. “Los judíos y los cristianos pueden impactar profundamente a la sociedad cuando se unen en temas clave como la santidad de la vida humana, la reforma migratoria, la atención médica, la trata de personas y la paz mundial”.

“A pesar que como católicos profesamos nuestra fe en Cristo como el mesías, el Hijo de Dios, y el Salvador del mundo, también reconocemos el amor inquebrantable y firme de Dios por su pueblo elegido, Israel”, dijo el Obispo. “En nuestra misión de predicar a Cristo al mundo, no descartamos ni rechazamos los tesoros espirituales del pueblo judío”, añadió.

“Demos gracias a Dios por el crecimiento de la confianza y la amistad establecida entre católicos y judíos desde el Concilio Vaticano II”, concluyó.

Casos de ataques a judíos

En octubre de 2018, un hombre armado atacó el Tree of Life Congregation en Pittsburgh durante los servicios matutinos de Shabat. Gritando consignas antisemitas, el atacante mató a ocho hombres y tres mujeres. También hirió a otros seis, incluidos cuatro policías. Fue herido y entregado a la policía. Antes del ataque publicó comentarios antisemitas y criticó la ayuda judía para los inmigrantes, a quienes denigró como “invasores”.

En Poway, California, en abril de 2019, un hombre armado atacó la Jabad de la sinagoga de Poway en el último día de la Pascua. El atacante mató a una mujer e hirió a tres personas, incluido el rabino. El atacante había publicado un manifiesto antisemita antes del ataque, y también se atribuyó la responsabilidad de un incendio provocado en una mezquita de California.

En diciembre de 2019 en Jersey City, New Jersey, dos hombres dispararon y mataron a cuatro personas, incluyendo dos judíos ortodoxos, en un cementerio y supermercado kosher. Las autoridades locales dijeron que la evidencia preliminar indicaba que los sospechosos tenían opiniones que reflejaban el odio contra los judíos.

Traducido y adaptado por Harumi Suzuki. Publicado originalmente en CNA.

Let's block ads! (Why?)

Etiquetas:
Reacciones:

Publicar un comentario

[facebook][blogger][disqus]

Diocesis de Celaya

Forma de Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DesactivadoPor favor, active Javascript para ver todos los Widgets