Obispos de Argentina entregan claves para fortalecer la democracia

El 6 de noviembre, durante la tercera jornada de la 118ª Asamblea Plenaria de Obispos de Argentina se entregaron algunas claves que permitirían fortalecer la democracia.

“El delito de la corrupción nos tienta a todos de distintas maneras y no será posible un real fortalecimiento de nuestra democracia, sin una firme opción ética en los distintos niveles de la vida social, sin una real división de los poderes del Estado y una participación cotidiana y generosa de cada argentino”, expresaron los obispos en su mensaje.

“Como ciudadanos responsables estamos llamados a formar un pueblo que, más allá de las discrepancias, sostenga referencias estables que conformen un proyecto común.  Esto supone un renovado esfuerzo por superar las distintas formas de violencia y por construir la amistad social”, indicaron.

La patria “requiere de todos, un renovado esfuerzo de diálogo sincero y búsqueda de consensos en orden a generar síntesis superadoras”, expresaron los prelados.

En se sentido, “la grandeza” de los líderes será manifiesta si saben “incorporar también los esfuerzos y las búsquedas de los más pobres”.

Los obispos de Argentina también pidieron ayuda a Dios “para que la senda democrática se traduzca en vida digna, desarrollo integral, trabajo para todos, acceso a la salud y educación de calidad”.

“Reconociendo la inmensa dignidad de cada persona podemos decir que las mayores hipotecas del país siguen siendo la pobreza, la exclusión y la desigualdad”, sostuvieron.

Tercera jornada de trabajo

La 118° Asamblea Plenaria de la CEA se realiza entre el 4 y 9 de noviembre con el objetivo de revisar distintos temas de la realidad pastoral del país.

En la tercera jornada, los pastores escucharon los avances del IV Congreso Mariano Nacional que se celebrará en el 2020 y la Comisión Episcopal de Catequesis y Pastoral Bíblica presentó el proyecto del catecismo argentino. 

Por la tarde, se compartieron las experiencias del Sínodo de la Amazonía celebrado en Roma, por parte de los padres sinodales de Argentina, el Obispo de Reconquista, Mons. José Macin, y el Obispo de San Isidro y Presidente de la CEA, Mons. Oscar Ojea.

Mons. Macin que también es Presidente de la Comisión Episcopal de Pastoral Aborigen, expresó que vivió “una gran experiencia de fraternidad junto a los obispos de todo el mundo”.

El Obispo destacó que le impresionó la voz de los indígenas y en especial de las mujeres. “La escuche como una palabra amasadora en el silencio y en el dolor de siglos. Me motiva profundamente este Sínodo a seguir caminando con los indígenas en la Iglesia Argentina”, reflexionó.

Let's block ads! (Why?)

Etiquetas:
Reacciones:

Publicar un comentario

[facebook][blogger][disqus]

Diocesis de Celaya

Forma de Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DesactivadoPor favor, active Javascript para ver todos los Widgets