Lefebvristas reafirman cisma y ponen fin al diálogo con la Iglesia Católica



Bernard Fellay, líder de los lefebvristas


Bernard Fellay, líder de los lefebvristas



ECONE, 27 Jun. 13 / 05:52 pm (ACI/EWTN Noticias ).- La Fraternidad Sacerdotal San Pío X (FSSPX – lefebvristas) celebró y reafirmó el 25 aniversario del cisma que generó el fundador de su institución, el Arzobispo francés Marcel Lefebvre (que falleció excomulgado), a través de las ordenaciones de cuatro obispos que él realizó en 1988. El grupo reiteró su claro rechazo al Concilio Vaticano II y puso fin al diálogo con la Iglesia Católica.


En 1988 Mons. Marcel Lefebvre ordenó a cuatro obispos, a pesar de la expresa oposición del Papa Juan Pablo II. Al actuar así, tanto él como el co-consagrante, Mons. Antonio de Castro Mayer, y los prelados ordenados quedaron automáticamente excomulgados.


Estos cuatro obispos son Bernard Tissier de Mallerais, Alfonso de Galarreta, Richard Williamson -expulsado recientemente de la FSSPX-, y Bernard Fellay, actual líder de los lefebvristas.


Lefebvre y De Castro Mayer murieron en 1991.


El 21 de enero de 2009, el Papa Benedicto XVI decidió levantar la excomunión que pesaba sobre los cuatro obispos ordenados en el acto cismático, pero se precisó que estos están obligados al "pleno reconocimiento del Concilio Vaticano II" y del Magisterio de todos los Papas posteriores a Pío XII.


Sin embargo, en su comunicado publicado el 27 de junio por la agencia informativa de los lefebvristas, DICI, y firmado por Bernard Fellay, Bernard Tissier de Mallerais y Alfonso de Galarreta, la FSSPX reiteró categóricamente en sus duras críticas al Concilio Vaticano II y a la "libertad religiosa, el ecumenismo, la colegialidad y la nueva


Para la cismática FSSPX, si la Iglesia Católica no regresa "de modo rápido a la Tradición y a la fe de siempre", no se "restablecerá el orden" ante los supuestos "graves errores" que, en su opinión, la estaría "demoliendo".


Los lefebvristas acusaron también a la Misa según el Novus Ordo, promulgada por el Papa Pablo VI en 1969, de destruir "la espiritualidad católica fundada sobre el sacrificio de Nuestro Señor en el Calvario".


Como una exigencia para volver al seno de la Iglesia, los seguidores de Lefebvre demandaron que se les reconozca el supuesto derecho "de rechazar los errores que le son contrarios, con el derecho y el deber de oponernos públicamente a los errores y a sus fautores (sic), sean quienes fueren – lo que permitirá un comienzo de restablecimiento del orden".


A pesar de la exhortación de su fundador, citada en el comunicado del 27 de junio, en la que les pide "que permanezcáis unidos a la Sede de Pedro, a la Iglesia romana", los lefebvristas han dejado claro su distanciamiento al diálogo con la Iglesia Católica, asegurando que "cincuenta años después del concilio" las causas que los llevaron en su momento al cisma "permanecen".


Los obispos lefebvristas omitieron en su comunicado cualquier mención al diálogo que sostuvieron con la Iglesia Católica desde que Benedicto XVI les levantara la excomunión que pesaba sobre ellos, y que, de acuerdo a lo dicho por Bernard Fellay en noviembre de 2012 se encontraba "exactamente en el mismo punto en que estaba Mons. Lefebvre en los años 1974 y 1975".


En esa ocasión, Fellay aseguró que en la Iglesia Católica "se ve en los obispos, en los cardenales que no conducen ya las almas al Cielo, que bendicen los caminos del


Situación de la Fraternidad San Pío X


El 5 de julio de 2011 y luego que la Fraternidad San Pío X ordenara de manera ilegítima a 20 sacerdotes en Suiza, Alemania y Estados Unidos, el Director de la Sala de Prensa de la Santa Sede, P. Federico Lombardi, señaló a ACI Prensa que "mientras la Fraternidad no tenga un estatus canónico en la Iglesia –subraya Benedicto XVI– sus ministros no ejercen un ministerio legítimo en ella".


Lo dicho por el P. Lombardi reitera lo ya expresado por la Santa Sede en un comunicado en febrero de 2009 en la que se explicó que "el levantamiento de la excomunión ha liberado a los cuatro obispos de una pena canónica gravísima, pero no ha cambiado la situación jurídica de la Fraternidad San Pío X, que en el momento actual, no goza de ningún reconocimiento canónico en la Iglesia Católica", situación que no ha variado a la actual.


Desde un comienzo los lefebvristas han mantenido un claro rechazo al Concilio Vaticano II, considerando que marcó un quiebre en la Tradición de la Iglesia, razón por la cual no aceptan el magisterio de los Papas desde Juan XXIII en adelante.


¿Qué es el Concilio Vaticano II?


El Concilio Vaticano II, que congregó a centenares de obispos de todo el mundo en diversas sesiones entre 1962 y 1965 en el Vaticano, es uno de los acontecimientos eclesiales más importantes de la historia contemporánea.


El histórico evento, presidido sucesivamente por los Papas Juan XXIII y Pablo VI, produjo un cuerpo de doctrina que busca promover la fe católica en el mundo, renovar la vida cristiana de los fieles adaptar la liturgia y alentar la presencia activa de los laicos en la vida de la Iglesia.


El Concilio produjo 16 documentos, cuatro constituciones, nueve decretos y tres declaraciones conciliares.


Para conocer la historia, las consecuencias y los entretelones del cisma de Lefebvre, puede ingresar a: http://ec.aciprensa.com/wiki/Lefebvre_y_la_tragedia_de_Ec%C3%B4ne#.Ucyr2Tvrytk


Etiquetas: Vaticano, Lefebvristas



Etiquetas:
Reacciones:

Publicar un comentario

[facebook][blogger][disqus]

Diocesis de Celaya

Forma de Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DesactivadoPor favor, active Javascript para ver todos los Widgets